ESPECIAL. ¿Por qué el Mundial de Clubes siempre se juega en Asia?

Deportes 22 de noviembre de 2020 Por Jorge Mercado
Conozca la historia en nuestra primera columna especial.
WhatsApp Image 2020-11-21 at 11.06.45 PM

La FIFA revelo el que será el nuevo formato de la Copa mundial de Clubes. Se trata de un torneo formado por 24 equipos de las seis confederaciones y que de aquí en adelante se disputará cada cuatro años, asemejándose a la Copa Mundial de selecciones y que remplazará en el calendario futbolístico a la extinta Copa Confederaciones.

Los cupos se reparten de la siguiente manera: 8 para UEFA (Europa), 6 para Conmebol (América del sur), 3 para CONCACAF (Centro y Norte América), 3 para CAF (África), 2 con un repechaje para AFC (Asia) y un cupo disputado a repechaje con la AFC vs la OFC (Oceania).

Dejando claro esto, muchos recordarán la anterior copa intercontinental que era gobernada en su mayoría por los clubes sudamericanos y jugada originalmente en llaves ida-vuelta en Sudamérica y Europa. Ante tal recuerdo, sale la pregunta clave para dicha columna hoy en Link, ¿Por qué el mundial de clubes se juega siempre en Asia? A decir verdad, Existió una final que cambió por completo la historia de esta competición, dejando en evidencia el calvario que significaba para los Campeones de la Copa Europa jugar la vuelta de la final en territorio sudamericano.

Nos tenemos que trasladar al año 1969, entre el 8 y 22 de octubre. Estudiantes de la plata del mítico Osvaldo Zubeldia vs aquel Milán de Nereo Rocco: “Perfeccionista del Catenaccio”. Los argentinos llegaban como bicampeones de la Copa libertadores y campeones defensores de la copa intercontinental de la época luego de vencer en la edición anterior al Manchester United de Sir Bobby Charlton.

WhatsApp Image 2020-11-21 at 11.06.45 PM (1)

 

En la cancha los números y títulos pasaban a un segundo plano. Los pupilos de Rocco marcaron la diferencia en el partido de ida, infligiéndole un contundente 3-0 al Estudiantes de La Plata argentino, teniendo como figura a un Sormani que anotó dos goles (8' y 71'). En la vuelta, aunque el infierno de La Bombonera quiso hacerse valer, los Rossoneri resistieron.

La figura italiana Gianni Rivera enfrió el ambiente con un nuevo tanto (30'), colocando el 2-1 final y asegurando el primer título intercontinental para Milán. Sin embargo, lo futbolístico no sería necesariamente lo que haría que este partido sea recordado hoy 60 años después. El encuentro se volvió infame por la violencia ocurrida en el campo de juego y por las conductas impropias empleadas por los jugadores de Estudiantes en el segundo partido.

Dos jugadores italianos fueron golpeados y Néstor Combin fue arrestado por la policía argentina por insumisión (Combin había nacido en Argentina, pero a los 18 años se fue a Francia para continuar su carrera sin haber hecho el servicio militar obligatorio).

Muchos de los jugadores del partido fueron arrestados y el arquero Alberto Polletti (sancionado de por vida) tuvo altercados con los espectadores, después de haber atacado a varios jugadores. Ramón Aguirre Suárez, quien le rompió la nariz a Combin, fue expulsado de toda competencia internacional por cinco años.

WhatsApp Image 2020-11-21 at 11.06.44 PM

El partido causó una bisagra en el fútbol mundial, provocando que grandes equipos Europeos como el Ajax, Bayern o el Liverpool renunciaron dos veces a ir o conjuntos ingleses como el Nottingham que se negó a participar en las ediciones 71, 73, 74, 77 y 79. No obstante, la solución llegó desde Tokio. La ciudad se postuló para albergar una final a un solo partido, con el patrocinio de Toyota. Idea que gusto y se ha plasmado hasta nuestros días.

Y si señores, por eso, el Mundial de Clubes siempre se juega en ASIA.

Te puede interesar